Que es ser una pareja Swinger

QUE ES SER UNA PAREJA SWINGER.

El swinger es una actividad erótico-sexual, que si bien es tan antigua como la misma humanidad, difiere al ser practicada dentro de una relación de pareja estable, donde ambos miembros de la pareja se presentan como un vínculo indivisible. Es decir, ambos miembros de una pareja, se conceden la libertad de practicar conjuntamente sexo con otras parejas dentro de un marco de reglas y condiciones que cada pareja diseña según su propio estilo.
No existen personas swinger, sino parejas swinger. Las personas solas, pueden ser de mente abierta o liberal, pero no swinger, ya que ese es un concepto que solo se aplica a las parejas y además, estables.
 
Los swingers por tanto nacen de una pareja comprometida, donde ambos empiezan a compartir sus fantasías sexuales recorriendo un proceso de cimentación de la confianza mutua y destruyendo los prejuicios propios o impuestos por la sociedad. Una vez superados los miedos y dudas iniciales, comienza la búsqueda conjunta de su primera experiencia.
 
El tiempo de adaptación, varía de una pareja a otras. Algunas lo tienen muy claro desde el principio, y tras unas cortas consideraciones se lanzan a la aventura sin mayores preliminares. Otras en cambio el proceso se hace un poco más largo, a veces incluso años, pero el resultado es el mismo, disfrutar en pareja del sexo con otras parejas, de ser seducidos y seguir seduciendo, sin que por ello se vean comprometidas otras estructuras afectivas dentro del vínculo conyugal.
 
Muchos confunden las fiestas swinger con una orgía, por ello cabe destacar la gran diferencia entre un encuentro swinger y una orgía. En un encuentro swinger, las parejas son estables, bien casadas o bien comprometidas de alguna otra forma, como vivir juntos o llevar muchos años con la misma pareja. En una orgía, existen personas solteras o sin ningún tipo de compromiso con otra.
Para los participantes de una orgía, el placer de la experiencia, no se extiende más allá del momento en el que se practica sexo.
Para los swinger, el sexo por si solo, no es más que la guinda del pastel, pero sin duda, lo mejor es el antes y el después. El hecho de buscar juntos a la pareja ideal con la que mantener nuestro encuentro sexual, fantasear sobre como serán nuestros compañeros de juego, qué tal saldrá la velada, a qué se jugará, el momento de vestirse conjuntamente frente al espejo para seducir antes de salir a la cita… forma parte de todo el encuentro sexual, donde los únicos participantes es la pareja en si misma. Unos hechos, que si bien parecen de lo más normales, nos sumen en un estado de excitación continúa hasta que se produce el evento, cada vez más deseado.
Puede que el encuentro con otra pareja entre dentro de nuestras expectativas, las supere o se quede corto. Sin embargo, lo realmente perdurable, será la experiencia compartida con nuestra pareja, donde hasta las experiencias más negativas pueden convertirse en una anécdota, o pueden enseñarnos más acerca de la persona con la que compartimos nuestra vida. Pequeños detalles de su personalidad o de su forma de percibir el mundo, que si bien aisladamente pueden ser insignificantes, indudablemente forman parte de ese todo, que tanto amamos.
No cabe duda que el mejor sexo viene después de un encuentro swinger, cuando se recuerda la experiencia vivida con nuestra pareja. Todo son comentarios, arrumacos y la libido está por las nubes.Cada encuentro por tanto, genera nuevas fantasías, nuevos conocimientos, nuevas expectativas, nuevos recuerdos… que pasan a formar parte de la vida diaria e intimidad de la pareja, enriqueciéndola y acrecentando los lazos de unión y la convivencia.
 
La pasión compartida, la complicidad de pareja y la libertad bien entendida son los pilares de la pareja swinger, donde el concepto “pareja” no se ve afectado, aunque en nuestra cama, de vez en cuando, tenga algún que otro invitado.
Ser una pareja swinger no es aconsejable para todo tipo de parejas, porque puede resultar peligroso para la relación, si ambas partes no tienen las ideas claras de hacia donde se dirigen y están dispuestos a trabajar conjuntamente por llegar a esa meta. Pero para aquellos que deciden hacer el esfuerzo de entenerderse un poco más y liberar sus mentes y cuerpos en favor del otro, entrarán en un nuevo concepto de relación de pareja mucho más comprometida, complice y sincera.
 
 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s